miércoles, 15 de septiembre de 2010

LIBRO: L'inici del capvespre


Odio repetirme. Y lo que es más: odio empezar un post con la palabra "odio". Terrible. Pido disculpas. Pero en fin, lo digo de nuevo: nada mejor que leer un libro o ver una película sin ningún tipo de expectativa previa. Ni buena, ni mala. Solos el libro y tú, tú y el libro. Y es ahí cuando se disfruta de una historia, cuando uno puede llegar a sentirse parte de ella. Y la historia de Pep Baltà es, a mi entender, una de esas historias.

El libro habla de unas pocas personas que mediante sus interacciones construyen la historia de su protagonista. Pep descubre que por mucho que intentemos engañar al diablo (o a la suerte (o a la mala suerte)) , nunca tenemos el control que nos gustaría sobre nuestra propia vida. Y cuando caemos, no tenemos más remedio que mirar a nuestro lado y ver a dónde agarrarnos para seguir adelante.

Los personajes, muy bien dibujados, se entrecruzan, para ir formando un libro coral (pero sin engaño alguno, procsilas). El tiempo va y viene en el libro, como Pep, que sube y baja sin parar, sin descanso, sin rendirse. L'inici del capvespre es la historia de un luchador a priori derrotado.

No puedo ocultar, eso sí, que el primer capítulo (como me pasa igualmente al leer a García Márquez) me perdió al principio. Supongo que mi poca capacidad de retención de personajes, relaciones y situaciones puede ser el culpable. Pero eso me permitió, hacia los tres cuartos de libro, revisitarlo para, una vez familiarizado con toda la familia, comprenderlo y saborearlo plenamente. Así pues, por si acaso, entono el mea culpa y me vuelvo a identificar claramente, como saben bien los que me conocen, con el protagonista de Memento.

Conclusión: Tres cosas hay en la vida: Salud, salud y salud. Y por lo demás, ya lucharemos.

Nota: A- (Esos primeros capítulos que me matan...)

10 comentarios:

arya dijo...

Me encanta tu confesión...me pasa exactamente lo mismo!!! y jamás lo dije en voz alta, entre otras cosas, porque tengo a mi lado a alguien de quien sospecho tiene memoria fotográfica.
Ahora me siento mejor, no soy la única! voy a dar marcha atrás en el libro que estoy leyendo. Gracias!

albatros dijo...

arya, también tiene su gracia tener memoria volátil, ¿no? :)

Júlia dijo...

Gracias por el comentario, soy la autora, me alegro de que te haya gustado y te agradezco el comentario, un abrazo.

albatros dijo...

Gracias a ti por la historia y por pasarte por el blog. Un honor.

Don Luis dijo...

Gracias a vosotros por este comentario y libro.
Realmente un placer.

Don Luis dijo...

Respiiiiiiraaa.

albatros dijo...

:D

"El pánico"

Anónimo dijo...

Albatros, lo mio no es memoria volátil, a veces sospecho que es memoria de pez. Uno de mis personajes favoritos de Disney es Dory:

http://www.youtube.com/watch?v=FCTHFl5tG2Y&feature=related

Arya

albatros dijo...

jaja, ahora la recuerdo. Sí, sí, muy apropiada. ¿Ves? ¡ya ni la recordaba! ;)

procsilas dijo...

me l'apunto!!! avui he anat jo de compres, només us ho puc recomanar a priori

click